Tu Hijo Tiene Escoliosis?

La escoliosis es una curvatura lateral de la columna vertebral que se presenta con mayor frecuencia durante el período de crecimiento rápido justo antes de la pubertad. Mientras que la escoliosis puede ser causada por condiciones tales como parálisis cerebral y distrofia muscular, se desconoce la causa de la mayoría de la escoliosis.

La mayoría de los casos de escoliosis son leves, pero algunos niños desarrollan deformidades de la columna vertebral las cuales empeoran a medida que van creciendo. Escoliosis severa puede ser incapacitante. Una curva espinal especialmente grave puede reducir la cantidad de espacio dentro del pecho, lo que hace difícil para los pulmones para funcionar correctamente y reduce el tiempo de vida.

Los niños que tienen escoliosis leve son monitoreados de cerca, por lo general con los rayos X, para ver si la curva es cada vez peor. De acuerdo a la medicina tradicional muchos casos, no se necesita tratamiento. Pero sabemos que si observamos algo y no lo tratamos para prevenirlo esta condición solo empeorará. La medicina tradicional solo tiene 2 “soluciones” el famoso “brace” o abrazadera o cirugía, las cuales ambas tiene riesgos y su efectividad es dudosa.

Los signos y síntomas de la escoliosis pueden incluir:

-Hombros desiguales

-Un omóplato que aparece más prominente que el otro

-Cintura desigual

-Una cadera más alta que la otra

-Si una curva de la escoliosis empeora, la columna vertebral también girará o torsionará. Esto hace que las costillas en un lado del cuerpo sobresalgan más que en el otro lado. Escoliosis severa puede causar dolor y dificultad para respirar.

La ciencia no ha encontrado una causa exacta por la cual una persona puede desarrollar esta condición tan detrimental, y realmente se dice que es un proceso incurable.

Los factores de riesgo para desarrollar el tipo más común de escoliosis incluyen:

-Edad. Los signos y síntomas suelen comenzar durante la etapa de crecimiento que se produce justo antes de la pubertad. Esto es por lo general entre las edades de 9 y 15 años.

-Sexo. Aunque los niños y las niñas desarrollan escoliosis al mismo ritmo, las niñas tienen un riesgo mucho más alto de que la curva empeore y requiere tratamiento.

-Historia familiar. La escoliosis puede ser hereditaria, pero la mayoría de los niños con escoliosis no tienen antecedentes familiares de la enfermedad.

Aunque la mayoría de las personas con escoliosis tienen una forma leve de la enfermedad, la escoliosis puede a veces causar complicaciones severas, incluyendo:

-Daño al Pulmón y al corazón. En la escoliosis severa, la caja torácica puede ejercer presión contra los pulmones y el corazón, lo que hace más difícil respirar y más difícil para que el corazón bombee.

-Los problemas de espalda. Los adultos que tenían escoliosis como los niños son -más propensos a tener dolor de espalda crónico que son personas de la población general.

-Apariencia. Como la escoliosis empeora, puede causar cambios más notables – incluyendo hombros desniveladas, costillas prominentes, caderas desiguales, y un cambio de la cintura y el tronco hacia un lado. Los individuos con escoliosis a menudo se convierten en auto-consciente acerca de su apariencia.

La nueva ciencia de la Quiropráctica correctiva ofrece una alternativa para esta terrible enfermedad. Utilizando metodología para atacar la condición de todos los ángulos, y así tener la oportunidad de detener el crecimiento de la curvatura o reducirla. En nuestra oficina BCN Quiropráctic en Carrer Buenos Aires 9, Barcelona circa de Francesc Macia, hemos logrado prevenir la operación de cientos de niños, jóvenes y adultos de Barcelona y Catalunya aplicando esta nueva ciencia.

¿Porque esperar a que tengan síntomas tus hijo para ver si su columna está bien o mal? La prevención es la parte clave de la salud. Para más información visita www.bcnquiropractic.com, en Facebook: @bcnquiro, o nos puedes llamar al 93 156 56 08.